Fruto de la pasión por la tierra

Jesús Marino Pascual. David García y Dionisio Ruiz fueron los protagonistas del Día de La Rioja

El orador más joven fue el nieto de 'Perica', que con solo once años realizó un discurso ejemplar y encandiló al público :: S. FERNÁNDEZ

Dionisio Ruiz Ijalba, Pedro Sanz, Jesús Marino Pascual y David García (hijo)

Dionisio Ruiz Ijalba, Pedro Sanz, Jesús Marino Pascual y David García (hijo), tras recoger sus galardones.

LOGROÑO. Ayer fue el día de muchos riojanos, y una gran parte de ellos salieron para disfrutar esta fecha tan señalada, que conmemora la autonomía de la región. Pero hubo tres familias que celebraron con especial ilusión y emoción este día porque uno de sus miembros era figura protagonista.

:: Fotos : Justo Rodríguez

Estas tres familias destacadas fueron la del arquitecto Jesús Marino Pascual, que fue distinguido con el Galardón a las Bellas Artes; la de David García López, más conocido como 'Perica', y la de Dionisio Ruiz Ijalba, ambos empresarios que recibieron la distinción de Riojano Ilustre.

Marino fue el primer galardonado y Santiago Vivanco fue el encargado de recordar los razones que motivaron esta distinción. Lo definió como «creador de espacios» y «hacedor de sueños». También señaló que Jesús Marino nació en 1950 en Liédena (Navarra), pueblo del que se siente paisano y admirador; y que incluso el Barça lo quiso entre los suyos y «consiguió llevárselo a La Masía con tan sólo dieciocho años, pero él sintió vértigo del futuro que se le presentó y regresó a Pamplona a formarse como arquitecto», explicaba Vivanco. Aunque ya hace 33 años que unos amigos le ofrecieron trabajo en Logroño y después, la tierra le cautivó.

De hecho, Marino quiso compartir el reconocimiento «con las personas que han puesto sus ilusiones en mis manos». Además, tampoco olvidó a sus amigos, a sus padres, «que me dieron el impulso vital para afrontar los retos que se me han presentado». Y, en un capitulo especial, mencionó a sus colaboradores, a su mujer Amalia, «que me ha ayudado a no despegar los pies del suelo».

Aunque uno de los que más sorprendió fue el nieto de David García, que con sólo once años se subió al escenario y, con calma, serenidad y un saber estar envidiable, presentó a su abuelo y aseguró que su abuelo David García «es un Ilustre por su bondad, constancia, sacrificio y el cariño que nos ha dado».

El nieto de 'Perica'

Habló maravillas de su abuelo, a quién calificó como «adorable» y «un gran hombre». Habló de su trayectoria profesional, de su comienzo temprano con «un camión que tiraba más humo que la máquina del tren y que cargaban hasta las cartolas», del noviazgo con su abuela, de San Asensio y de su amor por La Rioja. David Garcia no pudo estar presente por problemas de salud, aunque seguro que no perdió detalle de las palabras de su nieto y agradeció que fuera su hijo el que subió a recoger el galardón.

Por último, Enrique Martínez Armas presentó a Dionisio Ruiz Ijalba y lo definió como «trabajador, innovador, humilde, comprometido, honesto y familiar», además de asegurar que forma parte «del Patrimonio que engrandece nuestra tierra». El empresario fue breve: «yo no estoy preparado para predicar, así que les doy las gracias a todos y aquí termina mi rollo», y de este modo finalizó con su discurso. Enhorabuena a los premiados.

LAS REACCIONES

 David García (hijo)

«Gracias, en nombre de mi familia, por haberos acordado de mi padre para esta distinción»

Jesús Marino Pascual

Jesús Marino Pascual

«Tengo que compartirlo con las personas que han puesto sus ilusiones en mis manos»

Dionisio Ruiz Ijalba

Dionisio Ruiz Ijalba

«No estoy preparado para predicar, así que les doy las gracias a todos y aquí termina mi rollo» 

 El Himno de La Rioja continúa sin letra

El himno, el escudo y la bandera son tres aspectos fundamentales dentro de la historia de una región. La Rioja tiene los tres, pero al himno le ocurre lo mismo que al nacional, no tiene letra. En los años 60 la Diputación Provincial encargó a Elíseo Pinedo la elaboración del himno de la Provincia de Logroño (nombre que recibía La Rioja por aquel entonces) y la letra la creó José María López Toledo, pero posteriormente no se consideró adecuada y se decidió que el himno riojano tan sólo tuviera música. Hoy por hoy, continúa sin letra y parece que seguirá así mucho tiempo.